Too big to fail: Argentina y el FMI

En días decisivos para la renegociación de la deuda argentina con el Fondo Monetario Internacional (FMI), mucho se ha escrito acerca de las debilidades que ofrece nuestra falta de un programa económico sustentable. Y de lo mal que ha hecho las cosas la Argentina hasta aquí.

Lo que este posteo propone es mirar el problema desde otra óptica: la del FMI y sus números.

El FMI cierra sus ejercicios contables el 30/4 de cada año. Para no abrumarte con información, te cuento que (según los Estados de Resultados del FMI) sus ingresos en el ejercicio cerrado el 30/4/21 fueron de 2.934 Millones de DEGs (M DEGs) (1). Y los del ejercicio anterior (cierre 30/4/20), de 2.995 M DEGs.

Dos números más (y no j… más): la utilidad neta del último ejercicio fue de 1.657 M DEGs, y la del anterior de 1.433 M DEGs.

Recordemos que el DEG es la moneda del FMI (1), cuyo valor es hoy de 1,40 usd (por cada DEG).

¿Y entonces?

Si, en cifras aproximadas, la deuda argentina es de 30.000 M DEGs y la tasa que paga nuestro país es del 4% anual, el ingreso anual que el FMI tiene por los intereses devengados del préstamo con Argentina es de 1.200 M DEGs.

¿Y entonces?

Hoy, los intereses que devenga el FMI por nuestro país son equivalentes a:

-el 40% de sus ingresos;

-no menos del 70% de su ganancia anual.

Si bien estamos examinando ejercicios anteriores, la conclusión parece clara: el FMI tiene un fuerte incentivo en cerrar un acuerdo con Argentina.

“Too big to fail” (demasiado grande para quebrar), es una expresión que se refiere a los riesgos que le originaría al sistema financiero la quiebra de una entidad grande.

Ni Argentina es una entidad financiera ni los países quiebran. Pero creo que la metáfora vale. Más tarde o más temprano, alguna vuelta le van a tener que encontrar.

Hasta la próxima.

(1) El DEG (Derecho Especial de Giro) es la moneda del FMI, un activo de reserva internacional que se puede intercambiar por monedas de libre uso. El valor del DEG se basa en una canasta de cinco monedas principales: el dólar estadounidense, el euro, el renminbi chino (RMB), el yen japonés y la libra esterlina. 

4 thoughts on “Too big to fail: Argentina y el FMI

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.