De Telares de la Abundancia y otras estafas

Gracias a una nota de Infobae, nos enteramos de audios grabados por una conocida actriz dirigidos a mujeres donde les propone que participen de un espacio de aprendizaje, de cuidado entre mujeres, del que solo participan mujeres que se cuidan entre ellas, que propenden a que todas puedan conseguir sus objetivos, incluso aquellos que puedan tener un alto costo económico. ¿Suena lindo? Sí; muy.

En una segunda parte del audio le explican que hay un aspecto financiero de la operatoria, por el cual poniendo inicialmente usd 1.440 ganará usd 10.000 o algo así a la semana y otro tanto en la segunda y tercera semanas. Perdón que sea crudo en algo tan espiritual como lo planteado en el primero de los párrafos: poniendo usd 1.440 se hará, poco tiempo después, de casi usd 30.000. Antes de seguir, y por las dudas: toda la operatoria es en dólares, no se aceptan pesos.

¿Puede haber una inversión sin riesgo donde multipliques por más de 20 tu inversión en un mes? NO.

Si fuera sin riesgo y funcionara siempre, no habría motivo alguno para que siga habiendo pobres en el mundo. Bastaría con que cada pobre se incorpore al Telar y recorra el camino tantas veces como necesite para armar su capital. Y después, tampoco habría motivo para que no siguiera hasta convertirse en rico. O sea que si lo del Telar de la Abundancia careciera de fisuras podríamos ser todos ricos en el mundo. ¿Maravilloso o absurdo?

Si fuera sin riesgo, ¿qué hacen los que invierten en negocios, bonos, acciones o derivados que no se pasan directamente a esto, que pinta mucho más seguro y tranquilo?

¿Dónde está el riesgo? En que se corte la incorporación de soñadoras (o soñadores) cuando vos pusiste pero no cobraste. En que alguien investigue y asocie, con toda lógica, esta operatoria a una estafa.

¿Hubo estafas como estas antes? Sí. Se llama esquema Ponzi en “homenaje” al primero o uno de los primeros que lo hizo. Cómo funciona en general: alguien promete altos retornos de una inversión y va pagando los elevados rendimientos con la incorporación de nuevos inversores, no con ganancias genuinas. Y los que cobran esas ganancias generan (de buena o mala fe) un boca a boca que atrae a otros, hasta que se corta. Pero en la operatoria que describo en este párrafo te mienten afirmando que hay una inversión sumamente rentable bancando el negocio, que por supuesto no existe. En el Telar ni te hablan de una inversión que genera recursos.

Estafas como estas ocurren en todo el mundo. En la versión que hoy comentamos se apela a una mirada feminista. Habrá nuevos formatos para las estafas con esquema Ponzi. ¿Vendrá el próximo con énfasis en lo ambiental? Mi ambición, en esto, es limitada: que no te pase a vos.

Hasta la próxima.

2 thoughts on “De Telares de la Abundancia y otras estafas

  1. Estos delincuentes viven gracias a los «vivos» que quieren llenarse los bolsillos de golpe. Lamentablemente hay muchos que hacen que estas lacras sigan existiendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *